Recomendaciones

Las principales recomendaciones para lograr una buena promoción del programa Grassroots son las siguientes: 

  • El fútbol debe estar al alcance de todos, sin discriminación de sexo, raza ni clase social. Cualquier persona que desee jugar al fútbol debe saber que es posible hacerlo en su escuela o municipio y utilizando las instalaciones del país.
  • Los entrenadores-educadores formados deben encargarse de que todos respeten las normas de comportamiento y disciplina necesarias. Se requiere cierto enfoque psicológico para trabajar con éxito con los jóvenes, en particular con aquellos provenientes de entornos desfavorecidos.
  • Todos los niños tienen derecho a la sanidad y a recibir educación, independientemente de la formación recibida y del origen de sus familias. Estos son los principales elementos que conviene tener en cuenta. Debe preguntarse a los jóvenes cómo les va en la escuela, cómo cuidan su higiene y hasta qué punto se implican sus padres en su vida diaria.
  • Deben fomentarse las relaciones entre los niños de orígenes culturales, religiones y razas diferentes, a fin de reducir las diferencias y aumentar el respeto dentro y fuera del terreno de juego. El juego limpio debe primar como respuesta general cuando se produzcan situaciones difíciles dentro del terreno de juego, en la evaluación de las derrotas y las victorias, a fin de mejorar y aprender de todas las circunstancias. 
bc4c7702_03.jpg

Marketing y patrocinios

Con frecuencia, el entrenador-educador debe desempeñar varias funciones, además de la de entrenador. A veces hace de conductor, transporta las bebidas o supervisa el material. Al mismo tiempo, debe tener conocimientos administrativos para poder recaudar fondos para el programa de fútbol base.

Por tanto, a buen seguro que resultará útil que también tenga conocimientos de marketing y patrocinio que garanticen la sostenibilidad del programa. Existen oportunidades interesantes de hacer que el programa de fútbol base sea autosuficiente. Algunas son simples estrategias, como pedir a los comerciantes de la zona que donen balones de fútbol, pero existen opciones más complicadas, como hacer del patrocinio corporativo la primera fuente de financiación.

En general, los eventos y programas deportivos suponen para las empresas infinidad de ocasiones de introducir, mostrar, distinguir y trasladar productos, compensar a su personal, divertir a la clientela, aumentar su presencia en los medios, mejorar o cambiar su imagen, mejorar la moral de los empleados y llegar a nuevos segmentos de mercado y canales de distribución. 

El primer paso para asegurarse un patrocinador es decidir qué puede ofrecer a una empresa nuestro programa de fútbol base. ¿Qué beneficios pueden hacer que el programa resulte atractivo? Ejemplos de posibles beneficios: incluir el nombre o logotipo de patrocinadores en comunicados de prensa, paquetes que se entreguen tras la inscripción, folletos promocionales, sitios web, carteles, uniformes de voluntarios y personal, espacios para mostradores de productos, oportunidades de investigaciones de mercado, acceso a listas de correo, etc.

Es importante garantizar que realmente se pueden ofrecer todos los beneficios que se proponen. El siguiente paso es dar con la persona correcta de las empresas que posiblemente puedan colaborar. A continuación, mostrar a la compañía que este patrocinio logrará un excelente rendimiento. Siempre resulta buena idea ofrecer a la empresa un descuento en la firma de contratos a largo plazo y considerar la opción de negociar productos en especie, como bienes o servicios (bebidas, camisetas, material, marketing, etc.) a cambio de los beneficios por el patrocinio. Por último, es fundamental recordar que la mejor manera de lograr patrocinadores es renovando contratos con aquellos que ya trabajan con nosotros.

Esto significa que es indispensable servir a nuestros patrocinadores y tratarlos como nuestro bien más preciado. Con el objetivo de documentar convenientemente el programa, es necesario tomar fotografías de cada paso y conservar comunicados de prensa y documentos del programa. Un buen informe puede garantizar la renovación del patrocinio. Cuanto más interés tengan por el programa de fútbol base y mayores sean los beneficios que reciben, más predispuestos estarán a seguir apoyándolo.